Compartir
Enviar a un amigo Imprimir
Miércoles, 9.05.2012

El Grupo VGB implementará RFID en sus 120 tiendas Siberian y Crawford

Después de una implementación exitosa de identificación por radiofrecuencia en su cadena de venta minorista Memove, en Brasil, el Grupo Valdac Global Brands (VGB) planea implementar RFID en sus otras dos cadenas de indumentaria: Siberian y Crawford. La empresa espera instalar la tecnología, aproximadamente, en 120 tiendas de todo Brasil, a partir de fines de este año.

La primera tienda Memove se lanzó en octubre de 2011. Desde el momento en que abrió sus puertas, VGB ha estado usando RFID para hacer un seguimiento de cada uno de los cerca de 40.000 productos del minorista, desde el lugar de fabricación, pasando por el centro de distribución, hasta la tienda, los estantes y, finalmente, en el punto de venta (consulte Se lanza una nueva cadena brasileña de moda con RFID).

Durante los primeros meses de Memove, el Grupo VGB observó una reducción del 50 por ciento en los costos operativos, gracias al uso de RFID. Por ejemplo, a medida que se envían los productos, la tecnología permite que el personal de la tienda verifique la recepción de entre 3000 y 4000 artículos de manera casi instantánea: una tarea que tardaría horas (en algunos casos, días) en completarse sin el uso de RFID.

Los resultados positivos que logró VGB durante su experiencia inicial con RFID en las tiendas Memove llevaron a la firma a realizar estudios para extender el uso de la tecnología a sus cadenas Siberian y Crawford. Se espera que la planificación se realice durante el año 2012, para que la empresa pueda lanzar las primeras implementaciones a fines de este año.

El Grupo VGB supone que la tarea de implementar RFID en todas las tiendas de las cadenas Siberian y Crawford será más complicada que la implementación en Memove. Esto se debe a que la red de tiendas Memove de la empresa aún no existía cuando se concibió el proyecto de RFID, por lo que cuando VGB formuló los distintos procesos comerciales de Memove, era una tarea relativamente sencilla incorporar la tecnología.

Por consiguiente, según Emerson Santangelo, Director de Informática de VGB, la empresa intenta comenzar con un estudio completo de los procesos implementados en cada tienda dentro de las cadenas de Siberian y Crawford e implementar RFID en cada nueva tienda que se abra. Solo después de implementar la tecnología en sus nuevas tiendas y obteniendo la experiencia inherente a dicha tarea, VGB planea comenzar a implementar gradualmente la tecnología en sus tiendas Siberian y Crawford que ya estén funcionando.

“Trabajamos con un equipo de analistas comerciales para adaptar los procesos a la nueva tecnología”, explica Santangelo. “En cuanto al nuevo proceso, tenemos confianza, ya que puedo ver las mejoras. La primera meta es que nuestros fabricantes y centros de distribución adopten este nuevo proceso”.

Las prendas de vestir vendidas por Valdac Global Brands son fabricadas por empresas seleccionadas por los proyectos de diseño de modas que emprenden sus diseñadores. “Los fabricantes agregan todas las terminaciones —etiquetas y botones, por ejemplo— y también pueden colocar etiquetas de RFID en las prendas de vestir”, explica Santangelo. “No cambiará prácticamente nada en el proceso de fabricación”.

El mayor desafío para el Grupo VGB ha sido adoptar las etiquetas de RFID para las alhajas, ya que la presencia de metal puede afectar la capacidad de leer esas etiquetas. “Estamos investigando sobre otras etiquetas para resolver el problema”, señala Santangelo. VGB utiliza etiquetas de RFID realizadas con chips Monza 4 o 5 de Impinj para indumentaria y alhajas. “Nos asociamos con Raco para la producción de las etiquetas”.

Según Santangelo, todas las etiquetas son controladas por el Grupo VGB, que envía la cantidad exacta de etiquetas a cada proveedor de indumentaria, basándose en la cantidad de prendas de vestir solicitadas. “Como plan de emergencia, también imprimimos las etiquetas con códigos de barras”, agrega. Santangelo menciona la importancia de la relación de su empresa con GS1Brasil para desarrollar el proyecto de RFID de Memove, así como para las implementaciones futuras.

Debido al uso progresivo de tecnología de la información dentro de sus tiendas, incluidos los nuevos procesos con RFID, Santangelo señala que VGB está fortaleciendo su infraestructura de tecnología en su totalidad, incluso, su oficina de soporte administrativo. “Por la fuerte expansión de las tiendas de la cadena, con nuevas unidades, estamos actualizando todo nuestro centro de datos”, informa.

“El Grupo VGB cree que la tecnología trae beneficios comerciales”, señala Santangelo. “Por lo tanto, el proyecto nació con la idea de que debía planificarse que la tecnología de RFID ofreciera ganancias para la empresa. Hemos realizado varios análisis sobre lo que aún podemos mejorar con RFID, por ejemplo, la seguridad”.

No todas las tareas pueden completarse a la velocidad o al costo que las empresas esperan, observa Santangelo, sumado a que permitir que un proyecto avance con mayor rapidez, por ejemplo, puede aumentar los costos. “Para Memove, RFID ha sido un diferenciador comercial”, explica. “Este diferenciador ha ofrecido una ventaja por sobre la competencia”.

“Tenemos un grupo de analistas comerciales de TI que trabajan con sistemas de ERP (planificación de recursos empresariales)”, dice Santangelo. “Cuando nuestro sistema de ERP no cuenta con la herramienta que necesitamos, nuestro personal la desarrolla y la integra”.

Fuente: RFID Journal

Deja un comentario